Entran en Granada siete caballeros cristianos —entre ellos Hernán Pérez del Pulgar— para conferenciar secretamente con Boabdil acerca de las condiciones de entrega de la ciudad.

Anuncios